El arte impulsa la realidad virtual

16 Marzo 2017

Imagen Destacada
El Arte fuerza los límites de la Realidad Virtual y ésta deviene en lenguaje. El Arte VR explora el cerebro límbico, las emociones, los mecanismos de la percepción y nuestros estados alterados. Interesantes conclusiones del último ArtFutura en Madrid, celebrado en El Espacio Fundación Telefónica.

Alejandro Sacristán

Desde Enero de 1990, ArtFutura es el festival español de Cultura y Creatividad Digital más internacional. Registra, debate e investiga las tendencias en cultura digital: a lo largo de seis meses entre 2016 y 2017 está presente en diez países y más de 20 ciudades. La última cita de esta edición será en abril de 2017 en París, en Le Cube.

La Realidad Virtual nos permite viajar en el espacio y el tiempo, tener superpoderes, sentir como otro género o ver a través de los ojos de un animal salvaje. Y los artistas tecnológicos nos llevan a esos estados y mundos distintos.

La Realidad Virtual: un nuevo lenguaje

Nicolás Alcalá, director de El Cosmonauta, nuestro más reconocido cineasta VR que desde hace unos meses reside y trabaja en Hollywood, dice que “estamos empezando a hacer magia, pero que ya se toca una nueva realidad, un nuevo lenguaje, una nueva forma de sentir.

Mientras Alcalá prepara otras obras 360 3D relacionadas con el futuro de la Humanidad, el Espacio y el futuro de la Tierra, actualmente está a nuestro alcance sumergirnos en su pieza fílmica tridimensional Tomorrow. Se trata de una experiencia inmersiva que ilustra la evolución del lenguaje, desde épocas primitivas hasta la actualidad, donde descubrimos que la VR supone un nueva forma de contar historias. Imprescindible experimentarla en 3D con un dispositivo VR.

El mexicano Arnold Abadie, también presente en ArtFutura nos sumerge en una realidad psicodélica en Kauyumari. El Venado Azul. Deidad huichol que conduce a su pueblo en una peregrinación por el desierto para reconocer los misterios de las energías y el equilibrio del planeta, a la vez que nos alerta de la amenaza que pende sobre este paisaje sagrado de Wirikuta en México. Realmente es otro lenguaje.

La alteridad y la empatía en Realidad Virtual

Be Another Lab aprovecha la Realidad Virtual como máquina mental de empatía construyendo narrativas experienciales compartidas, pero desde la perspectiva subjetiva de otro usuario. Yo estoy en ti y tú estás en mí. Alteridad a la vez que empatía. Mediante gafas VR y otros periféricos de Realidad Virtual el usuario se ve y se siente como otra persona, cuando mira las manos o su cuerpo ve las manos o el cuerpo del otro usuario que a su vez reproduce la misma experiencia de alteridad y empatía.

La psicóloga Gema Fernández-Blanco, Doctora en Creatividad Aplicada y artista reflexiona del siguiente modo: “Somos una especie creadora, utilizamos el arte cuál diálogo interno, y a su vez social, ya que no somos más que un conjunto de reflejos y percepciones que se entrelazan con el otro. El avance conjunto de Arte y Tecnología, incluida la Realidad Virtual, nos abre nuevas puertas, nuevos entornos donde poder mirarnos y mirar al otro. No es que cambie la emoción, el cambio se encuentra en el modo y en el entorno de percepción de ésta.”

La Realidad Virtual nos permite desconectarnos de la realidad y entrar en estados alterados o meditativos. Es lo que se propone en Huit Phases de L’Illumination. Una exposición convertida en un experimento colaborativo de los artistas Aramique, Mau Morgo, Gary Gunn, Marta Armengol, Guillermo Santoma, Jeff Crouse, Nicolas Dufoure, Hugo Arcier. Estas 8 experiencias nos recuerdan lo que dijo el pensador y etnobiólogo Terence McKenna en ArtFutura, en 1992: ahora estamos en la cúspide de cierto tipo de transición evolutiva en el área de la formación del lenguaje, pasaremos de un lenguaje escuchado a un lenguaje visto, a través de un cambio en nuestros procesos interiores. Alude McKenna a la Realidad Virtual y lo visual digital como fenómenos que seguramente reflejan el orden más profundo de la Evolución y la Naturaleza.


 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *